La evaluación del aprendizaje: ¿Qué hay que evaluar antes, durante y después de la formación?

Antes del aprendizaje

Al poner en marcha un curso de eLearning en nuestra plataforma corporativa, hay varios aspectos a tener en cuenta antes de comenzar las sesiones de formación, desde dos puntos de vista diferentes: La evaluación del curso y la evaluación del estudiante.

Assessment before learning
Assessment before learning

Desde el punto de vista de los estudiantes, es necesario evaluar los siguientes puntos:

  • Conocimientos previos: ¿Saben nuestros futuros estudiantes cómo llevarlo a cabo (competencias), saben cómo aprender (talento),  saben lo que es importante aprender (orientación)? ¿Son auto conscientes de sus capacidades de aprendizaje y del conocimiento (conciencia)? ¿Estamos adaptando el plan de formación a diferentes niveles de conocimiento y a las capacidades de aprendizaje (personalizada)? ¿Podemos organizar grupos de aprendizaje por nivel de conocimientos (aprendizaje colaborativo)? ¿Pueden guiar a los estudiantes otros estudiantes (tutoría y capacitación)? ¿Cómo afecta todo esto a nuestro desarrollo del curso?
  • La motivación: ¿Necesita el estudiante obtener el conocimiento? ¿El estudiante entiende por qué se necesita este conocimiento? ¿Desea el estudiante recibir este conocimiento? ¿Qué tipo de motivación externa necesitará el estudiante para seguir el curso?
  • Expectativas: ¿El estudiante sabe para qué y cuándo va a ser capaz de poner en práctica el conocimiento? ¿Tiene el estudiante cualquier plan futuro para aplicar este conocimiento? ¿Nuestro curso cumple con las expectativas de los estudiantes?
  • Disponibilidad de tiempo: ¿El estudiante tiene tiempo suficiente para tomar el curso? Está la duración del curso adaptada a la disponibilidad de los estudiantes?
  • Información: ¿Sabe el empleado y sus jefes directos que va a participar en un plan de formación, cuándo y por cuánto tiempo? ¿Necesitamos hacer una campaña de información previa?

Desde el punto de vista del curso, es importante tener en cuenta los siguientes aspectos:

  • Dinero: ¿La empresa tiene presupuesto para apoyar los gastos del curso, incluyendo trabajos preliminares, impartición del curso y evaluaciones finales? ¿Conocemos los fondos públicos de los que podríamos beneficiarnos?
  • Tiempo: ¿Mi equipo técnico tiene suficiente tiempo para implementar el curso? ¿Estamos dispuestos a aumentar los gastos para reducir la duración del desarrollo?
  • Alfabetización digital: Está el curso adaptado al nivel digital de nuestros estudiantes? ¿El estudiante necesita ningún entrenamiento previo para entender lo que es un curso de eLearning y cómo funciona? ¿Conocen las redes sociales? ¿Poseen habilidades de comunicación en línea?
  • Tecnología: ¿Estamos eligiendo la plataforma de teleformación correcta por la que el curso se desarrollará de manera efectiva en los ordenadores de los estudiantes? ¿Es una tecnología de fácil actualización? Tiene nuestro curso un diseño responsive? ¿Tienen nuestros estudiantes una buena conexión a Internet de calidad?
  • Esfuerzo físico: ¿Tienen nuestros futuros estudiantes cualquier tipo de discapacidad o limitación física para seguir el curso? ¿Está el curso adaptado a cualquier necesidad especial?
  • La diversidad cultural: ¿Es nuestro curso lo suficientemente global para ser entendido por cualquier estudiante en todo el mundo? ¿Es necesario adaptar el lenguaje para usos locales? Qué necesitamos para crear diferentes versiones del curso por país? ¿Vale la pena?
  • Reutilización: ¿El curso se divide en pequeños bloques de contenido que se pueden volver a utilizar en otros cursos y otros contextos de aprendizaje? ¿Es un contenido autónomo?
  • Retroalimentación: ¿Estamos mejorando la calidad de nuestro curso con la retroalimentación recibida de ediciones anteriores o versiones beta?

Durante el aprendizaje

Durante el periodo de formación, hay diferentes aspectos que deben ser considerados. 

Assessment during learning
Assessment during learning

Desde el punto de vista de los estudiantes:

  • Comprensión: ¿El estudiante comprende el contenido? ¿Estamos incluyendo una evaluación de la comprensión?
  • Conciencia: ¿Sabe el estudiante lo que sabe? ¿Estamos pidiendo al estudiante que explique a los demás lo que aprendió para obtener autoconciencia de su conocimiento?
  • Aprender haciendo: ¿Comprende el estudiante cómo y cuándo aplicar lo que sabe? ¿Estamos realizando una evaluación práctica suficiente?
  • Colaboración: ¿Participa el estudiante en actividades colaborativas? ¿Estamos midiendo la participación en tareas globales?
  • Compartir: ¿Está el estudiante compartiendo su conocimiento? ¿Sabemos cuántas ideas o cuántos archivos están siendo compartidos por cada estudiante? ¿Estamos permitiendo que otros estudiantes evalúen la calidad de estas contribuciones?

Desde el punto de vista del curso:

  • Acceso: ¿Es el curso fácil de seguir desde diferentes lugares y dispositivos?
  • Usabilidad: ¿Es fácil de navegar a través del curso? ¿Es fácil avanzar y retroceder en el curso? ¿Es fácil añadir notas, subrayar o añadir marcadores de página? ¿Es fácil volver a encontrar los principales conceptos en el curso?
  • El esfuerzo mental: ¿Es el contenido fácil de seguir y de entender? ¿Está bien contextualizado para su fácil memorización? ¿Estamos apoyando conceptos con gráficos, esquemas o diagramas (pensamiento visual)? ¿Estamos repitiendo las ideas principales y utilizamos los mismos términos para los mismos conceptos durante el curso para ayudar a la memorización?
  • Medio Ambiente: ¿Estamos creando un ambiente con estímulos similares a los que el alumno se encontrará a la hora de aplicar el aprendizaje en situaciones de la vida real? ¿Estamos creando un entorno similar para una fácil identificación? ¿Estamos utilizando las metáforas e hilos conductores de la historia adecuados para una posterior transferencia de conocimientos?
  • Investigación: ¿El curso invita al estudiante a investigar sobre los diferentes temas? ¿Estamos dando a los estudiantes suficientes pistas y fuentes para guiarlos en sus investigaciones?
  • Colaboración y aprendizaje social: ¿Invita el curso al estudiante a cooperar? ¿Hay alguna iniciativa entre pares?
  • Conclusiones: ¿El curso invita al estudiante a obtener sus propias conclusiones?
  • Comunicar: ¿El curso invita al estudiante a comunicar sus conclusiones a otros estudiantes? ¿Recibe el alumno retroalimentación de otros estudiantes?
  • Compartir: ¿Tiene el curso un repositorio abierto para que los estudiantes pueden subir y compartir archivos útiles relacionados con el contenido? ¿Pueden otros estudiantes evaluar estas contribuciones?
  • Itinerario: ¿Guarda el curso parte del itinerario de los estudiantes? ¿Estamos ayudando al estudiante a crear su propio itinerario de aprendizaje?
  • Personalización: ¿El curso está adaptado para seguir caminos diferentes y distintas velocidades de estudio? ¿Estamos dando a los estudiantes la libertad suficiente para ir a su ritmo? ¿Estamos aceptando que las circunstancias del estudiante pueden cambiar durante el curso? ¿Estamos siendo flexibles?
  • Compromiso: ¿El curso “engancha” el estudiante? ¿Se siente el estudiante involucrado en los retos, objetivos y premios del curso? ¿Estamos considerando recompensas a medio camino para captar a nuestros estudiantes? ¿Estamos combinando la competencia y la colaboración (coopetición) para aumentar el compromiso?
  • La aptitud social: ¿Está el alumno rompiendo alguna norma de la empresa al realizar este curso? ¿Están los responsables de los empleados que toman el curso informados de su participación? ¿Está el responsable convencido de la utilidad del curso?
  • Guía: ¿Está el tutor del curso guiando de forma adecuada a los estudiantes? ¿Es fácil ponerse en contacto con el tutor? ¿Cuánto tiempo se tarda en obtener una respuesta del tutor? ¿Está el tutor dando respuestas personalizadas?
  • Seguimiento: ¿Nos estamos haciendo cargo de nuestros estudiantes? ¿Estamos en contacto con ellos para asegurarnos de que están siguiendo el curso correctamente? ¿Los estudiantes perciben esto como apoyo en lugar de como control?
  • Informes: ¿Somos capaces de obtener datos significativos durante el curso? ¿Somos capaces de personalizar nuestros informes? ¿Nos dicen los datos lo que necesitamos saber? ¿Se puede obtener un resumen ejecutivo para tomar decisiones rápidas?
  • Evolución: ¿Somos capaces de hacer cambios rápidos para mejorar el curso antes de que termine? ¿Es realmente necesario esperar hasta la próxima edición para hacerlo? ¿Estamos comunicando adecuadamente estos cambios a todo el mundo?

Después de aprender

Después de la formación, tenemos que considerar:

Assessment after training
Assessment after training

Desde el punto de vista de los estudiantes:

  • Conocimiento resultante: ¿Qué recuerda el estudiante después de “n” meses? ¿En qué contexto o bajo qué circunstancias y estímulos?
  • Práctica: ¿Cómo, cuándo y dónde aplica el estudiante su aprendizaje? ¿Lo está haciendo de la manera correcta? ¿Estamos cooperando con los gerentes para obtener esta información?
  • Comunicación: ¿Mantiene el estudiante contacto con otros alumnos después del curso? ¿Estamos promoviendo esta comunicación mediante una red social y con un administrador de la comunidad? ¿Estamos evaluando la participación?
  • Cooperación: ¿Sigue el estudiante cooperando con otros estudiantes para desarrollar nuevos proyectos? ¿Hemos creado grupos de colaboración permanentes de los estudiantes? ¿Podrán nuestros estudiantes pedir ayuda a otros estudiantes para resolver problemas de la vida real como lo hicieron cuando fueron mentorizados o colaboraban durante el curso? ¿Estamos evaluando y premiando esta colaboración?
  • Compartir: ¿Todavía se utiliza el repositorio de los estudiantes? ¿Estamos motivando adecuadamente a los estudiantes para que continúen compartiendo documentos? ¿Estamos evaluando esto?
  • Satisfacción: ¿Está satisfecho el estudiante en función de las expectativas que tenía antes del curso?
  • Utilidad: ¿Considera el estudiante que el aprendizaje ha sido útil? ¿Cómo mejoraría su experiencia de aprendizaje?
  • Motivación: ¿Participaría el estudiante voluntariamente en una nueva experiencia de formación?

Desde el punto de vista del curso:

  • Transferencia de conocimiento: ¿Estamos ayudando al estudiante a transferir conocimientos a situaciones del mundo real? ¿Estamos incluyendo cualquier actividad posterior adicional relacionada con el tema?
  • Sobre el aprendizaje: ¿Estamos ayudando al estudiante a aprender más de los principales puntos del itinerario formativo al recordarle los temas principales del contenido después de finalizado el curso?
  • Actualizaciones: ¿Estamos actualizando el contenido que se ha quedado desactualizado? ¿Estamos comunicando los estudiantes acerca de estos cambios?
  • Comunicación: ¿Estamos abriendo la comunicación manteniendo a los estudiantes inter conectados?
  • Cooperación: ¿Estamos invitando a los estudiantes a colaborar en futuros proyectos relacionados con los temas del curso? ¿Estamos involucrando a los gerentes a cooperar en la creación de experiencias de trabajo relacionadas con los nuevos conocimientos adquiridos?
  • ROI: ¿Estamos tomando en cuenta el ROI? Estamos comparando adecuadamente la inversión y los resultados? ¿Qué hemos aprendido para reducir los gastos de formación y mejorar los resultados de aprendizaje para las nuevas ediciones?
  • Votación: ¿Estamos aplicando lo que aprendimos de los estudiantes y de la experiencia a las nuevas sesiones de aprendizaje?

Escrito por Leticia López Lafuente para LearningLovers.org.

 

 

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.